» ¿Cuál es el procedimiento a seguir en caso de accidentes del trabajo?

¿Cuál es el procedimiento a seguir en caso de accidentes del trabajo?

¿Cuál es el procedimiento a seguir en caso de accidentes del trabajo?

  1. Las víctimas de accidentes del trabajo deben ser enviadas por la entidad empleadora a la brevedad, para su atención en los establecimientos hospitalarios del respectivo organismo administrador de la Ley de Accidentes del Trabajo y Enfermedades Profesionales.
  2. A más tardar el día laborable siguiente al del accidente, el empleador deberá presentar en el organismo administrador al que se encuentra adherido, la correspondiente “Declaración Individual de Accidente del Trabajo” DIAT, guardando una copia de recepción timbrada. Este documento deberá presentarse con toda la información que indica su formato. Al respecto se debe tener presente que además del empleador, la Ley Nº 16.744 permite que la denuncia pueda ser efectuada por el trabajador, sus parientes, el comité paritario de higiene y seguridad y el médico tratante.
  3. En el evento que el empleador no cumpla con la obligación de enviar al trabajador accidentado al establecimiento hospitalario del organismo administrador que le corresponda, el trabajador podrá concurrir por sus propios medios, debiendo ser atendido de inmediato.
  4. Excepcionalmente, el accidentado puede ser trasladado en primera instancia a un centro hospitalario que no sea el que le corresponde según su organismo administrador, siempre y cuando se presente alguna de las siguientes situaciones: casos de urgencia; necesidad de someterse a tratamientos altamente especializados; o cuando la cercanía del lugar donde ocurrió el accidente y su magnitud lo requieran. Se entenderá que hay urgencia cuando la condición de salud o cuadro clínico implique riesgo vital o secuela funcional grave para la persona, de no mediar atención médica inmediata o impostergable. Esta situación debe estar debidamente certificada por un médico cirujano.
  5. El trabajador no podrá ser trasladado desde el centro hospitalario donde fue llevado de urgencia, hasta los centros hospitalarios del correspondiente organismo administrador o hasta aquellos con los cuales éstos tengan convenio, sino hasta que se encuentre estabilizado y el médico a cargo autorice por escrito su traslado.
  6. Se entiende que el paciente se halla estabilizado cuando habiendo estado o estando en una situación de emergencia, sus funciones vitales están en equilibrio, de modo que aún cuando su situación no está totalmente resuelta, se encuentra en condiciones de ser trasladado, sin poner en riesgo su vida o la evolución del cuadro. Dicha autorización deberá constar en el formulario denominado Derivación de Trabajador Accidentado” y deberá ser firmado por el médico tratante.
  7. En todos los casos en que a consecuencia del accidente se requiera que el trabajador guarde reposo durante uno o más días, el médico a cargo de la atención del trabajador deberá extender la correspondiente “Orden de Reposo Ley Nº 16.744″ o una “Orden de Reposo Ley Nº 16.744 con indicación de trabajo liviano” o “Licencia médica“, o“Licencia médica con indicación de reposo parcial” en que además se indique el cambio de las condiciones laborales del trabajador, según corresponda.
  8. En los casos en que el médico responsable de la atención del trabajador no considere necesario que el trabajador accidentado guarde reposo, y estime que puede reintegrarse inmediatamente a sus labores habituales, deberá consignarlo bajo su firma, en el documento denominado “Alta Definitiva”. Dicho documento deberá ser firmado por el trabajador, quedando una copia en poder de éste, otra en poder del organismo administrador y una en poder de la entidad empleadora. Si el trabajador no puede o no quiere firmar se dejara constancia de la situación indicando la fecha, el nombre y la firma de quien lo notificó.
  9. El trabajador en ningún caso podrá ser dado de “Alta Hospitalaria”, sin su correspondiente “Orden de Reposo Ley N° 16.744″ “Orden de Reposo Ley Nº 16.744 con indicación de trabajo liviano”“Licencia Médica” según corresponda o“Alta Definitiva”.
  10. Las entidades empleadoras adheridas a una mutualidad no podrán admitir que el trabajador se reintegre sin la correspondiente “Alta Definitiva” o con una “Orden de reposo con indicación de trabajo liviano” otorgados por la mutualidad. las entidades empleadoras que cotizan en el Instituto de Normalización Previsional no podrán admitir que el trabajador se reintegre sin la correspondiente “Alta Definitiva” otorgada por la COMPIN competente o con una “Licencia médica con indicación de reposo parcial” en que además se indique el cambio de las condiciones laborales del trabajador, otorgada por el médico tratante, la que en todo caso debe ser autorizada por la COMPIN.
  11. En el caso en que en la entidad empleadora exista un policlínico dependiente de una mutualidad de la Ley Nº 16.744, éste deberá cumplir con las disposiciones establecidas por los respectivos Servicios de Salud y contar con la atención de un médico cirujano dependiente de la mutualidad.
  12. El médico brindará la primera atención de urgencia y definirá si es necesario derivar al trabajador al centro hospitalario de la mutualidad.
  13. En el caso en que las lesiones presentadas requieran atención de un médico especialista o sean de tal gravedad que requieran hospitalización o pongan en riesgo la vida o algún órgano del trabajador, éste deberá ser derivado de inmediato al centro hospitalario correspondiente. La derivación deberá realizarse con la autorización escrita del médico, oficializada a través del formulario denominado “Derivación de Trabajador Accidentado”.
  14. Si a juicio del médico del policlínico de la mutualidad las lesiones presentadas no requieran atención de especialista, ni reposo y el trabajador puede reintegrarse inmediatamente a sus labores habituales, el médico deberá extenderle un “Certificado de Alta Definitiva”.
  15. En los casos en que las lesiones presentadas no requieran atención de un médico especialista y puedan ser tratadas en el policlínico de la mutualidad que funcione en la entidad empleadora, pero el médico considere que el trabajador debe guardar reposo deberá extender una “Orden de Reposo Ley N° 16.744″ o una “Orden de Reposo Ley N° 16.744 con indicación de Trabajo Liviano”. En este caso, el médico tratante lo autorizará por un período determinado, debiendo expresar detalladamente el tipo de trabajo que podrá realizar y el lugar en que lo desempeñará. El médico deberá asegurarse de que dicha autorización, no impida que el trabajador cumpla el tratamiento prescrito para su recuperación y la asistencia a controles y/o tratamientos de rehabilitación.
  16. Si habiéndose autorizado trabajo liviano, el médico responsable estima que éste perjudica la recuperación del trabajador, deberá extender una nueva Orden de Reposo absoluto, por el período que estime necesario.
  17. Si en la entidad empleadora funciona una sala de primera atención, o policlínico que no esté a cargo de un médico cirujano, o estando a cargo de un médico, éste no dependa del organismo administrador, las acciones allí desarrolladas deberán realizarse de acuerdo a lo establecido por el correspondiente servicio de salud. Después de brindar la primera atención, si el trabajador debe guardar reposo, o queda con una incapacidad para trabajar deberá ser derivado inmediatamente al centro hospitalario del organismo administrador que corresponda.
  18. Para los efectos de las estadísticas que deben llevar las entidades empleadoras y organismos administradores, se considerarán días de trabajo perdidos todos los días de reposo con derecho a subsidio que constan en una orden de reposo debidamente extendida por el organismo competente, aún los que tengan indicación de desempeño con trabajo liviano.
  19. Si un trabajador es víctima de un incidente del trabajo, de carácter tan leve, en que después de practicados los primeros auxilios, está en condiciones de reintegrarse de inmediato a sus labores, sin presentar incapacidad temporal, el profesional médico que lo atendió deberá dar de inmediato el Alta Definitiva . En estos casos, la empresa deberá consignar la contingencia en un libro especialmente destinado para estos fines, toda vez que eventualmente el trabajador puede presentar incapacidad a posteriori a raíz de este siniestro, pudiendo el incidente pasar a considerarse como un accidente del trabajo.
  20. Cuando un incidente tenga posteriormente consecuencias que ameritan considerarlo como accidente del trabajo, los días de trabajo perdidos se contarán a partir de la fecha en que el trabajador efectivamente haya requerido el reposo.
  21. Las empresas con Administración Delegada, deberán remitir al Servicio de Salud correspondiente copias de los Certificados de Derivación, de las DIAT, de las Licencias Médicas y de las Altas Definitivas, el día laboral siguiente al de su emisión.
  22. Los organismos administradores, deberán llevar un registro de los formularios DIAT que proporcionen a sus entidades empleadoras adheridas.